1 de julio de 2013

BOMBA DE VACIO PARA EL VINO


Fotografía de qvc.com


¿Cuántas veces no habéis abierto una botella de vino por ser solo para vosotros? El tamaño de 75 cl de las botellas de vino es el perfecto para una cena y dos personas, menos vino es poco y más los colores asoman a las mejillas.

Al estar solo la cosa cambia y da rabia que esa media botella que queda para el día siguiente o para la noche, empeore y no sepa como el día anterior.

Una bomba de vacío y sus tapones correspondientes que lo mantienen es, compra obligada para todo el que guste beber vino y probar multitud de referencias. Las tenemos mecánicas, eléctricas e incluso las que inyectan gases inertes. Creo que la mejor opción es una bomba simple en su mecanismo y en su manejo. La que tengo es de la casa Vacu Vin, tiene ya añitos y funciona como el primer día. Traía (no se si seguirá a  la venta ese kit) dos tapones para poner a las botellas en las que hacemos el vacío.


video

El procedimiento, muy simple, como se ve en el video. Se pone el tapón, la bomba encima, accionamos el embolo hasta oír varias veces un clic y listo, vino con el vacío hecho y que os puede aguantar en "perfecto" estado entre uno y tres días. Así que ya no hay excusas para abrir vino cuando estamos solos (que es todo un placer) y esperar a que tengamos visita. Una compra imprescindible y un original regalo.

No hay comentarios: